02 octubre 2006

Quid pro quo

¿Me parece a mí, o dejaron atrás a Spinetta y a Charly Garcia, y ahora resulta que Andrés Calamaro es Dios?
No sé, con todo respeto, digo, de pronto, me parece: ¿No será mucho?
Insisto:

¿No será mucho?