16 agosto 2006

Dios no está acá

Hace unos días un bombardeo deliberado del gobierno de Sri Lanka terminó matando 43 niñas en un orfanato y dejando más de 100 heridas.
Un vocero del Gobierno de ese país aclaró que "era un objetivo militar. Era un centro de entrenamiento rebelde" y que las niñas "no son mas que victimas de una organización de bárbaros". No sé a qué se refería, en realidad.
Como medida preventiva, la autoridad nacional cerró las escuelas por dos semanas. La excusa es la realización de actividades deportivas. Lo que realmente se teme es una toma de venganza.
En las escuelas, si.
Dios no está acá.
Perdón por la mala onda.

Sri Lanka es el país en el que eligio vivir Arthur Clarke. Es lo más parecido al Edén, segun él. El país del té (Ceylán, su antiguo nombre). Y uno de los más afectados por el Tsunami.

Inspirado en un post de No lo hagas.